MARGOTT METTA

El día de hoy quiero hablar un poco de algunas cosas que suceden cuando estamos buscando lograr algún cambio físico.

Una vez que logras bajar de peso y estableces un estilo de vida adecuado a tu persona ya sea enfocarse en lo vegano/orgánico lo cual está muy bien porque así vas formando tu alimentación de acuerdo a lo que te gusta y a lo que no te gusta; es muy importante conocernos y saber que le hace bien a tu cuerpo y que no; a veces por mas orgánico o vegano no a todos les hace bien ni funciona igual la misma comida para todos.

Vemos mucho en internet fotos de modelos anunciando licuados de proteína, pastillas, comida hecha de productos naturales pero estos no funcionan de igual manera para todos; además ¿Qué es lo que estás buscando? ¿Tener el cuerpo perfecto? ¿Por qué? Porque crees que estar extremadamente flaca/o como es la tendencia ahora en Instagram te va a dar la felicidad; pero lo que realmente importa es pensar que los cambios físicos y más en la baja de peso deben de ser por SALUD y claro por estética también porque queremos vernos y sentirnos bien y eso no es malo; lo malo es pensar que el objetivizar tu cuerpo te va a llenar de felicidad y realmente el/la que tiene que estar feliz y quererse a sí mismo/a antes durante y después del cambio eres TÚ y entender que nunca vas a ser totalmente perfecto, siempre estarás inconforme si no valoras tus esfuerzos y todo lo que has hecho por ti; si no lo haces tú ¿Quién va a hacerlo?

Te recomiendo que día a día te veas al espejo y digas: me quiero, me cuido, me acepto como soy, si logré mis cambios físicos y quiero ir por más porque todavía me falta un poco; todas esas cosas que pensamos tu mente las escucha, saber que eres el dueño de tu cuerpo y nadie más que tú tiene el control de cómo quieres verte claro, sin excederte. Cuando estés en tu peso y hayas terminado con todos esos kilos que estorbaban, lo que más te recomiendo es pensar porque empezaste ese cambio, que fue lo que te motivo y que es lo que hizo que no te dieras por vencido/a; te aseguro que la respuesta siempre será “lo hice por mi” creo que nadie va a quererte más ni menos por esos kilos bajados, el que tiene que estar orgulloso/a eres tú, así que todo lo que hagas que sea por ti, para ti y contigo mismo/a.

Muchas veces confundimos el vernos mejor con agradarle más a alguien, y eso no pasa. Realmente la gente que te valora lo hará siempre estos como estés.

Has todo por ti y siempre te sentirás bien, no trates de agradarle más a nadie y menos por medios físicos que al final lo más importante es lo que hay adentro